Ahorra agua en verano

Ahorra agua en verano con Acovall

A pesar de que el calor apriete, en verano debemos de ser cada vez más consciente de que es necesario ahorrar agua. Muchos son los lugares donde se necesita y es un bien cada día más escaso.

Sigue estos consejos y cuida de nuestro mayor recurso natural:

  • Protege las tuberías exteriores: Ten especial cuidado con las tuberías de los jardines y de exterior de la vivienda. Con el calor sufren desperfectos y una rotura puede suponer una pérdida de agua importante.
  • Riega las plantas por la noche: Regar las plantas por la noche en verano ayuda a ahorrar agua. Durante el día, las altas temperaturas provocan que el agua se evapore y te toque regarlas con una mayor frecuencia.
  • No uses el agua para descongelar los alimentos: Siempre aconsejamos descongelar los alimentos a temperatura ambiente, pues es más higiénico y se ahorra mucha agua. Si descongelas la noche anterior, será suficiente.
  • Evita los atascos: En verano es muy común el atasco de tuberías en los edificios, debido al calor sofocante y a la mala utilización de determinados productos. Evita las grasas y los productos químicos en las tuberías de tu vivienda, pues provoca un efecto perjudicial para todos.
  • Aprovecha el calor del sol para calentar el agua: Las altas temperaturas nos permiten calentar el agua más rápidamente utilizando el calor del sol. No necesitaremos derrochar agua fría esperando a que salga caliente.
  • Protege el agua de la piscina: Si eres de los afortunados que disfuta de una piscina en casa, encárgate de protegerla con una lona protectora para conservar el agua durante más tiempo y además haremos trabajar menos a la depuradora.
  • Estas son algunos de los principales consejos para ahorrar agua que en Acovall hemos detectado a lo largo de nuestra dilatada experiencia.

    ¡Ante cualquier problema en las tuberías o en el saneamiento de tu vivienda consúltanos sin compromiso!